jueves, 31 de julio de 2014

EJERCICIOS ANAERÓBICOS Y AERÓBICOS

Muchos de vosotros habréis oído a hablar de los ejercicios aeróbicos y los anaeróbicos. Pero no siempre se tiene claro cual es cada uno y en qué consisten.

EJERCICIOS ANAERÓBICOS Y AERÓBICOS

Así que, en este post os hablaré de un modo breve, de estos tipos de ejercicios, en qué se basan, los beneficios que nos aportan y la diferencia entre ellos.

¡Vamos a calzarnos las zapatillas!

Los conceptos aeróbico y anaeróbico nos hacen referencia a la manera en que el organismo obtiene la energía: con necesidad de oxígeno (aeróbico) y sin necesidad de oxígeno (anaeróbico). Aunque en realidad no es blanco o negro, quiero decir, siempre intervienen los dos pero en cada caso predomina uno de ellos, por esta razón lo correcto sería decir que un ejercicio es predominantemente anaeróbico o aeróbico. Y ya tenemos la gran diferencia entre ambos, ¡pero aún hay más!

El tiempo es otra de las diferencias, los ejercicios aeróbicos tienen una duración larga mientras que los anaeróbicos no.

Otra diferencia entre ambos es su intensidad. Los ejercicios anaeróbicos su intensidad es alta, y en los aeróbicos suele ser media o baja. El modo de medir la intensidad es mediante las pulsaciones. Para poder hacerlo bien tenemos que restarle a la máxima cifra que aguantaría un corazón sano (220 pulsaciones por minuto en hombre y 226 pulsaciones por minuto en mujeres) la edad del deportista (en años). Así podemos considerar que un ejercicio es aeróbico suave cuando se realiza en el rango de 55-60% del resultado e la resta anterior, uno de de moderado entre el 60-75% y uno de fuerte todo aquel realizado a 75-85%. Si se supera esta cifra el ejercicio es considerado anaeróbico.

Teniendo en consideración estas características, se entiende el por qué los ejercicios aeróbicos están recomendados para quemar grasa y los anaeróbicos para tonificar el cuerpo. Así que la elección de un ejercicio u otro dependerá de los objetivos que se tengan, aunque si de salud se habla, es recomendable alternan y complementar ambos, ya que así se conseguirán beneficios cardiovasculares y musculares.

Algunos ejemplos de ejercicios de cada tipo, para que os hagáis una idea son:

Anaeróbicos
  • Carreras cortas de gran velocidad
  • Pilates
  • Hacer abdominales
Aeróbicos: 
  • Aeróbic o similar
  • Spinning
  • Running
  • Natación
  • Jugar a tenis o paddle
  • Caminar
Ejercicios anaeróbicos y aeróbicos

Por lo que a mi respecta, en mi condición de fisioterapeuta, os aconsejo siempre realizar un calentamiento antes de realizar cualquier tipo de deporte, así nos evitaremos lesiones.

Para finalizar os dejo un pequeño resumen de los ejercicios anaeróbicos y aeróbicos.

AERÓBICOS
Con necesidad de oxígeno
Duración larga
Intensidad media/ baja
Para quemar grasas

ANAERÓBICOS
Sin necesidad de oxígeno
Corta duración
Intensidad alta
Para tonificar el cuerpo.

Ya sabéis, para cualquier duda, poneos en contacto conmigo y encantada os responderé.

¡Un saludo maj@s!


No hay comentarios:

Publicar un comentario


Tu opinión también cuenta. Y me gustaría mucho saberla ¡Anímate a comentar!