sábado, 6 de diciembre de 2014

¿DULCE NAVIDAD?

Ya ha llegado como cada año, la época de las luces de colores, los villancicos, los regalos, los turrones, mazapanes, marisco y demás manjares, de la lotería (que por suerte este año se lo han currado más, cosa que se agradece para no tener pesadillas con el "Nananananaaaa nanana"). 

La Navidad es una de las fiestas más importantes de la tradición occidental, y ésta ha calado tan profundamente en nuestra cultura que es celebrada por creyentes y no creyentes, dando lugar a unos días señalados del año y que se relacionan como días de unión familiar y reencuentro.

¿DULCE NAVIDAD?

Pero en la Navidad, también aparece la otra cara de las fiestas. Una cara que por regla general, es más invisible.

Para much@s, diciembre empieza con D de desgaste y desorden emocional y nervioso, en que manejar e intentar resolver múltiples situaciones del hogar, del trabajo y de los preparativos para las fiestas, les supone una enorme fuente de estrés provocando una gran fatiga psicológica y física. Además se suma el hecho del recuerdo y de la añoranza por esos seres queridos que por desgracia ya no pueden estar entre nosotr@s.

De hecho se ha constatado que la venta de antidepresivos aumenta un 40% en estas fechas.

Recordamos con nostalgia los momentos vividos con personas que ya no están con nosotros, ya sea porque han desaparecido o porqué están lejos. 

Y centrarnos en estas pérdidas es algo muy habitual, ya que los buenos momentos no podrán repetirse este año, por el motivo que sea, y las personas afectadas tendrán un pensamiento negativo y melancólico, por lo que no tendrán ganas de celebraciones y fiestas.

Este, en parte, es mi caso, y permitid que os hable de mí. Hace unos meses perdí a una de las personas más importantes en mi vida. Mi abuela. Y éstas van a ser las primeras navidades sin ella, lo cual sinceramente, hace que espere con menos ilusión estas fechas. 

Cada año "nos tocaba la lotería", pensaréis que suertuda. Pero dejad que os explique el por qué. El día 22 de Diciembre, día del sorteo de la lotería, mi abuela cumplía años, por lo que cada año lo celebrábamos con mucha euforia, aunque ninguno de los décimos que mis familiares compraban estuviesen premiados. Vamos que para mi familia las celebraciones empezaban el día 22.

Pero este año... no va a poder ser. Y ya no será así en ninguno de los siguientes. Y aunque suelo ser una persona muy positiva, o eso intento, soy la "reina de las pavas" (vamos que soy una sentimental de aupa), lo cual hace que ciertos sentimientos se apoderen de mi venciendo a mi optimismo en muchas ocasiones.

Pero si lo miramos fríamente, ningún momento es repetible en esta vida. Y me he dado cuenta que es importante ser conscientes que en nuestro alrededor existen otras personas que aún están aquí, y que no debemos desatenderlas y centrar todo nuestros sentimientos en la pérdida de los que nos faltan. Y que estas personas que nos rodean, puedan verse afectadas por nuestro estado de ánimo, arrastrándolas en parte con un@ mism@.

También están las personas que están lejos de casa, viviendo o trabajando en otras ciudades, en otros países, y que no tienen la posibilidad de volver a casa por Navidad (como el del turrón), y puede que desarrollen un trastorno basado en la soledad, pensando lo lejos que están de sus familiares y no aprovecharan lo que les brindan sus nuevas ciudades para pasar las fiestas.

¿Dulce Navidad?

Y aparece el lujo, la idea de felicidad y la fantasía en los medios de comunicación y que no tienen nada que ver con la realidad que viven muchas familias con problemas, ya sean económicos, personales.... especialmente en este momento de crisis económica.

Pero debemos tener en cuenta que aunque nuestra realidad es muy distinta, no tiene por ello ser peor. Cada uno tendríamos que adaptarnos a nuestras posibilidades y disfrutar de la Navidad lo mejor posible.

Dejemos el lujo para los que pueden permitírselo, y echemos a volar la imaginación para que los nuestros y nosotr@s mismos, disfrutemos. No todo se consigue con dinero. Pasar una noche o un día juntos viendo la televisión, charlando, jugando o lo que sea, puede hacer que los nuestros pasen una bonita noche o día. Combinar menús variados será suficiente para festejar cualquier cosa, una comida o cena especial no tiene porque ser con mariscos u otros lujos.

Las personas que estén en una mala racha sentimental, suelen ser más proclives a pasarlo mal en estas fechas. Pero deben responsabilizarse en conseguir los recursos necesarios para controlarse. Es decir, deberán prepararse de antemano. Si saben cuales son sus puntos débiles, deben reforzarlos antes de que lleguen esos días y se encuentren peor. Se debe buscar ayuda antes de sentirse hundid@s e intentar tener una agenda llena de actividades.

En general, son muchos los estados de ánimo y situaciones que nos embargan en estas fechas, como os he citado. Pero ¿qué podemos hacer para estar mejor?

Tenemos que hacer que los recuerdos de los seres fallecidos se conviertan en algo agradable, aunque es duro y cueste. Rememorar las cosas positivas de esa persona, recordar los momentos de risas. Pensar en lo que estas personas nos aportaban en estas fechas y inculcárselo a los demás, sobre todo si son niñ@s. Hacerles ver con alegría el recuerdo de esa persona. Buscar buenos momentos y hablar abiertamente de ello, para ayudar a que estemos más aliviados.

Es importante echar una mano a tus seres queridos para superar esos malos momentos, expresarse y hablar de los sentimientos os ayudarán a sentiros mejor. Además, si los sentimientos son negativos, al compartirlos se tiene más posibilidades de que alguien ayude a desmontarlos y a que se pueda ver la parte positiva de las cosas.

Recordar que muchas familias puede que tengan los mismos o más problemas que tú, así que no eres el/la únic@. Se debe intentar aceptar la realidad y aprovechar estas fiestas para desconectar del día a día. Cuando terminen, todo seguirá igual, y debemos pensar que un estado de ánimo negativo no puede ayudarnos a mejorar la situación, todo lo contrario. Así que debemos recordad que la Navidad es simplemente una fecha en el calendario y que cada persona le da la importancia y significado que ella quiera. Así que no le debemos dar tanta importancia, es una fecha más.

Cuando se esté de bajón, intentar aprovechar esos momentos de un modo positivo, aunque suene raro. Estar contigo mism@ e intentar relajarse, así si se consigue podrás salir con energías renovadas. Debemos buscar serenidad en los pequeños detalles, darnos un baño caliente que nos relaje, tomar una infusión calentita con el mismo fin, no sé, mil cosas, pero nunca dejar que el bajón "te consuma".

Plantearse la situación desde fuera, es decir, como si fueses un mero expectador@ mirando una obra de teatro o una peli. Intenta analizar la situación, valorar cuanto de negativo hay en ella y cuanto de positivo, e intenta no focalizar toda tu atención en lo negativo. Intenta buscar más allá, localiza algo bueno, que seguro lo encuentras.

No dejarse llevar por la publicidad. Ahora son épocas que nos machacan con publicidad, así que intenta buscar tu propia felicidad, y no tiene porqué ser como los anuncios. Piensa que en el fondo son meros actores que fingen. Disfruta estando con las personas que quieres, aprovecha las vivencias positivas que esos momentos te aportan, no te compares con nadie. Debemos pensar que la publicidad está pensada para que consumamos más. Así que busca tu propio nivel, pasa del materialismo y disfruta de lo que tienes, sin más.

Intenta ser creativ@, aprovecha tus recursos. Para tener una buena Navidad, para nada es obligatorio el marisco, el caviar o demás manjares, como os he comentado, que además están mucho más caros en estas fiestas (volvemos al consumismo). Busca alternativas, decora tu mesa con cosas accesibles,... inventa tu  propia Navidad.

¿Dulce Navidad?

Sea cual sea la situación en la que nos encontremos, debemos intentar sacar la parte buenas de las cosas, ya sea en Navidad, o en cualquier día del año. Asumir que en nuestra vida van trascurriendo cambios y que debemos adaptarnos a ellos lo mejor posible.

Simplemente, debemos...¡vivir!

¡Un saludo maj@s!

33 comentarios:

  1. Estoy totalmente de acuerdo contigo guapa, por desgracia sé lo que es perder a un familiar muy cercano, en mi caso perdí a mi padre y las navidades ya no son lo que eran, aun así intento no pensar mucho porque en estas fechas uno está más sensible. Intentar ser lo más positivo que uno pueda y tirar para adelante. Fuerza y ánimo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias corazón. Sé que la vida sigue, y soy la primera que lo predico, pero si ya de por sí estas fiestas me enternecen, cuando se siente vacío dentro... cuando sientes que falta algo en ti...cuesta un porquito. Pero bueno, me quedo con todo lo bueno que he vivido con ella, que no ha sido poco, y lo bueno que aún puedo y me queda por vivir con los que quiero y me quieren,.
      Te mando la misma fuerza y ánimo para ti cielo.
      Un BESOTE más dulce que el turrón de Shuchard ^_^

      Eliminar
  2. Por cierto, me encanta el nuevo diseño del blog! :) Renovarse o morir verdad?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajajaja ¡Sí! Estoy en ello, no te creas. Cuando lo empecé quise poner tantas cosas que ayer cuando lo miraba pensé "esto parece una tienda de los chinos" O.o jajajajajaja
      Supongo que estoy con el chip "CAMBIOS EN MI VIDA", y en parte también se ve afectado el blog.
      Gracias cielo

      Eliminar
  3. La verdad es que no siempre son tan dulces. Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Desgraciadamente no, pero debemos intentar, aunque sea con pequeñas cosas, ver la parte buena aunque sea muy difícil a veces. Besos cielo

      Eliminar
  4. Estoy totalmente de acuerdo contigo, y también creo que la mejor actitud en esta vida es la de pasar página (en la medida de lo posible) y mirar siempre adelante. Ningún cumpleaños será igual a otro, ni unas vacaciones se repetirán de la misma forma, ni los niños dejarán de crecer, ni los mayores de envejecer... Lo realmente importante es conservar las huellas que van dejando en nosotros las personas que forman parte de nuestra vida y las cosas que nos marcan de una forma o de otra, porque no hay dos momentos iguales, y el día que estás viviendo hoy no se repetirá más. Estar triste o negarte a participar de la felicidad de los demás no va a hacer que el tiempo pase más rápido o desaparezca sin más, y mucho menos te va a devolver a tiempos pasados, así que lo mejor es mirar adelante aceptando cada momento tal y como te llega, de la mejor forma posible, renovando la ilusión cada día. Besosss!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Con el "rollazo" se me había olvidado comentar el nuevo look del blog! Lo de "menos es más" se ha cumplido, por lo que veo! Me gusta esta nueva imagen también, es sencillo y fresco, directo, como tú!

      Eliminar
    2. Que rollazo ni que rollazo. Me han encantado tus palabras. Cuesta a veces, pero es lo que se debe hacer. De vida sólo hay una, y debemos aprovechar cada instante. No olvidar el ayer, pero vivir el hoy como si fuese el último, para intentar aprovecharlo al máximo.
      Gracias por tus palabras de verdad.^_^
      Lo del blog.... es que con lo sencilla que soy, vamos que me gusta el rollo minimalista y tal, no se cómo podía tener un blog tan cargado jajajajajaja Como le he dicho a Lidia, ayer lo miraba y me saturé. Supongo, que como también le he dicho, estoy con el chip de "cambiar" cosas, el blog no podía ser menos jajajajaja
      Besotes cielo y muchas gracias simplemente por ser como eres MUACKS

      Eliminar
  5. me gusta la navidad, pero cuando falta alguien, ya no es lo mismo... muchas veces no sabemos valorar lo que hay, por eso hay que aprovechar todo lo que podamos mientras lo tenemos.
    animo con estas navidades, seguro que tu abuela os esta mirando desde arriba, y estara con vosotros aunque no sea fisicamente
    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias corazón. A mi también me gusta la Navidad, el hecho de estar todos juntos y al lio, es lo más (es que mi familia somos un pelín mafias y a la que podemos nos reunimos a liarla jejejeje) Sé que está aquí, SIEMPRE, en todo lo que hago, en todo lo que siento, en todo lo que digo....
      No es solo la Navidad, para mí, ya no ha sido nada igual desde que no está. Sonará un pelín "extremista" o no sé, pero es que con mi abuela tenía un lazo de unión tan especial, que desde que se fue, siento como si me faltase algo. Much@s dicen que es porqué aún no he pasado el duelo, quizás sea eso, porque este año ha sido como una montaña rusa,de cosas buenas y malas, y aunque ha pasado ya meses, la sensación que tube el primer día sigue ahí. Pero bueno, la vida es un regalo, y tenemos el deber de aprovecharla, porque es única.
      Gracias por tus palabras guapa. Un besote enorme.

      Eliminar
  6. ánimo preciosa, creo que jamás había leído un post que hable de esto en primera persona, y no sabes lo identificada que se puede sentir los que te leen, además de que los consejos son tan aplicables que pueden ayudar mucho. Totalmente recomendables tus palabras. Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias cielo. Hoy estoy un pelín blandengue, y al ver que se acerca la Navidad, mira me ha salido hablar de ella desde otro punto de vista.
      La vida está llena de buenos y malos momentos, y debemos agarrarnos a las cosas buenas, por muy insignificantes que sean y por muy oscuro que veamos el camino.
      Muchos besotes guapa y gracias de nuevo

      Eliminar
  7. Me encanta tu blog, como redactas y tu sinceridad por ello comunicarte que te he nominado a los premios Liebster award, tienes mas info siguiendo este enlace: http://elblogdesuxa.blogspot.com.es/2014/12/3-premio-liebster-award.html
    ¡Un beso y felicidades por tu blog!
    El blog de Suxa

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola guapa! Muchísimas gracias por tus palabras, y muchas gracias por la nominación ^_^
      Me paso ahora mismo.
      Besos guapa

      Eliminar
  8. la verdad que tienes razon,empezamos ahechar de menos a las personas que no tenemos anuestro lado,yo nunca he sido navideña pero me encantaba reunirmi con mis abuelos que por desgracia ya no estan y estas fechas los recuerdo mas pero no por nada si no porque mi abuelo siempre contana la misma historia todos los años y nosotro le escuchabamos como si nunca lo hubieramos escuchado,ya era como un ritual,ajjaaj,y ahora no oirlo se hace duro.pero bueno... y l de inventarnos nuestra propia navidad este año en mi casa va ser asi,jajaj,no va haber la tipica cena navideña esos si los langostinos ami padre no se los puedes quitar,ajjaja,pero la cena sera diferente,jaja,siento lo de tu abuela y mucho animo,besitos guapa

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo deberíamos hacer en todo. Quiero decir, hacer que las cosas "típicas" o "comunes" sean simplemente nuestras, dictaminando cómo queremos que sean y como no, y no seguir las pautas que se suelen hacer (yo es que siempre he ido mucho a mi bola en todo... jejejeje)
      Muchas gracias cielo, a todos nos toca pasar por estos trances, pero cuando lo vives en primera persona es cuando te das cuenta de lo que es.
      Besos tesoro

      Eliminar
  9. Uf yo pertenezco a ese grupo de personas que no le gusta la Navidad. Cuando iba al instituto era más feliz y más "inocente" con respecto a ella y solamente veía el lado positivo. Ahora que ya he cumplido los 31 supongo que veo más el lado cínico y amargo que tiene, el consumismo excesivo, el bombardeo publicitario al que nos someten en televisión y en las tiendas, la hipocresía que muchas veces va unida a estas fechas... También perdí a mi padre y a mi abuelo con un año de diferencia cuando aún no había ni cumplido la mayoría de edad así que como bien dices esas pérdidas familiares son un añadido para no tener especial afecto a estas festividades.
    A menudo prodigan que hay que ser solidarios en estas fechas pero luego te encuentras con casos como el de Madrid, que vas por la calle y en las paradas de autobuses te encuentras que los asientos llevan barras de hierro en medio para evitar que los vagabundos se tumben en ellos. O en la misma Puerta del Sol, centro neurálgico de las compras de la capital y del "espíritu navideño" hay un McDonals con un una barrera de pinchos que persigue el mismo propósito. Seamos solidarios sí, pero lo hacemos en la sombra porque nos avergüenza que se vea el lado "oscuro" de la capital de España. Y mucha gente se da palmadas en el pecho porque un día al año limpia su conciencia haciendo una buena obra pero el resto del año van en el metro y aunque vean a un padre de familia pidiendo algo para comer gira la cabeza para otro lado.
    Para no ser tan agorera diré que también he aprendido a apreciar más a la gente que aún tengo a mi alrededor y he optado por tomar la actitud de disfrutar de ella, de aprovechar el tiempo y de intentar que esa tristeza sea lo mínimo posible porque efectivamente a veces nos centramos tanto en lo que perdimos que nos olvidamos disfrutar de lo que aún tenemos.

    Un besazo enorme y de nuevo perdona la chapa, que ya sabes que me gusta mucho los temas que tratas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Que chapa ni que chapa! Si me encanta que os expreséis, que me contéis cosas...
      La hipocresía, es una gran medalla de la que much@s pueden presumir. Y los que más alardean de la solidaridad, a veces son los que menos lo son. Pero bueno... hay tantas y tantas cosas que me repatean que sería la historia interminable si las nombrase todas.
      Siento mucho tus pérdidas cielo. Y me quedo con lo que dices de que has aprendido a apreciar más a la gente que aún tienes a tu alrededor y tu actitud de disfrutar de la Navidad, o cualquier día, como tú quieras.Que sinceramente es la que tendríamos que tener tod@s siempre.
      Un besote enoooooorme cielo

      Eliminar
  10. Muy buenos consejos, yo soy de ese grupo que está viviendo y trabajando en otra ciudad y por temas de trabajo no voy a poder pasar todas las fiestas con la familia pero como bien dices hay que buscar el lado bueno y ver que puedo hacer aquí con mi marido y mis hijos para disfrutar de esos días. Un besito
    El blog de Sunika

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Claro que sí! Aprovechar al máximo a los que sí puedes tener cerca y todas las oportunidades que te brinda tu lugar de residencia, aunque sea lejos de los tuyos. Esa es la actitud. ;)
      Besos preciosa

      Eliminar
  11. Gracias por tu mensaje y siento mucho lo de tu abuela. Todos pasamos momentos de recuerdo para nuestros seres queridos ausentes, pero tus palabras ayudan a que el dolor no inunde la festividad.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias a ti corazón por leerme y dedicarme tus palabras. Tod@s algún momento en nuestras vidas, pasamos unas épocas más bajas, pero no por ello debemos rendirnos. ^_^
      Besos corazón

      Eliminar
  12. Hola guapa no conocia tu blog pero me ha encantado, ya te sigo desde el tag de BEE

    muacks :D!!!

    ResponderEliminar
  13. Hola guapa! te dejo una sorpresita en mi blog. espero que te guste!!
    Un beso

    ResponderEliminar
  14. Ánimo preciosa, esta época es dura cuando hemos perdido a alguien, pero hay que ser fuerte!!

    Besos! Te sigo!
    Algo pasa con Mary

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias guapa. Tenemos que serlos siempre ^_^
      Besos y muchas cracias

      Eliminar
  15. te comprendo en lo de tu abuela...hace unos dias hizo tres años que nos dejo mi abuela y son fechas muy malas, pero bueno, ella disfrutaba con la navidad y pienso que no le gustaria verme asi, asi que intento disfrutarla como puedo.
    como siempre un post impecable!!!!
    un besito cielo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ains corazón...Estas fechas son lo peor, y más si tienes una abuela tan salada como era la mía. Como he dicho estaba terriblemente unida a ella, y debo admitir que se me está haciendo bastante cuesta arriba, más de lo que nunca me hubiese podido imaginar. Supongo que el problema está en que la veia tan invencible (porque siempre ha estado sana) y por el egoismo de los humanos, que nunca tenemos suficiente y queremos más y más y más... dicen que aún no me hecho la idea, no se. Pero bueno, debemos aprovechar lo que tenemos hoy, porque en un futuro este hoy formará parte del ayer, y por ello, no debemos dejar que ningún instante se nos escape.
      También decierte que siento mucho lo de tu abuela y que ánimos corazón.
      Un beso enorme

      Eliminar
  16. Mucha razón con lo que dices, una entrada genial. A mí me encanta la navidad pero es cierto que se puede convertir en algo feliz y triste a la vez. Personalmente creo que este año, al igual que los anteriores, deberíais celebrar el día 22 en memoria de tu abuela, es una buena forma de homenajearla y recordarla.
    Saludos :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Muchas gracias cielo! Sí que lo es sí... ¡vamos que me has dado una súper idea para movilizar a mi familia y que juntos pasemos este día!
      Besos y gracias por tus palabras

      Eliminar


Tu opinión también cuenta. Y me gustaría mucho saberla ¡Anímate a comentar!