miércoles, 2 de septiembre de 2015

MASCARILLAS FACIALES CASERAS SEGÚN TU TIPO DE PIEL

Ya en la antigüedad nuestros ancestros solían preparar con ingredientes totalmente naturales como la cera de abeja, frutas, aceites, harina, huevos, y un largo etcétera, productos para el cuidado personal.

MASCARILLAS FACIALES CASERAS SEGÚN TU TIPO DE PIEL

Por suerte en la actualidad hay más gente que se está aficionando a esa práctica. Digo por suerte, porque ya sabéis que soy muy pro de todos esos productos que podemos realizar con nuestras manitas en casa, porque nos da la ventaja que sabemos el tipo de productos que usamos, y por consiguiente que es en realidad lo que nos vamos a aplicar en nuestro cuerpo. Además podemos adaptarlas al 100% a nuestras necesidades, sin suponer un coste elevado y, para rematar la ecuación, suelen ser súper sencillas de hacer.

Pero la cuestión es, y hablando de mascarillas faciales: ¿nos aplicamos la mascarilla adecuada a nuestro tipo de piel?

Es decir, por internet por ejemplo, circulan miles de millones de mascarillas totalmente naturales, las cuales no digo que no sean aptas para ser usadas, simplemente que a veces cuando buscamos alguna receta de mascarillas caseras no caemos en la importancia que también supone tener en cuenta nuestro tipo de piel, y solemos limitarnos a simples mascarillas de un modo genético sin tener en cuenta dicho factor.

Por ello, y considerando que es algo que deberíamos tener en cuenta, he decidido realizar este post con unas cuantas mascarillas faciales caseras según vuestro tipo de piel.

Pero antes de entrar en materia, espero que me permitáis hacer un apunte.

Es casi tan importante saber el tipo de mascarilla debemos usar que cómo aplicarlas de un modo correcto para que tengan el efecto que esperamos de ellas.

Para empezar, antes de aplicarnos una mascarilla sobre nuestro rostro, debemos asegurarnos que nuestra piel está limpia. Para ello podemos usar nuestro gel facial habitual o la leche limpiadora para limpiar con profundidad nuestra piel, que retiraremos con agua tibia.

Hay gente que opta por realizarse una exfoliación, lo cual es otra opción también muy acertada, aunque debemos también tener en consideración que no sean muy agresivas, ya que como ya sabéis nuestra piel del cutis es delicada.

Cuando ya tengamos la piel bien limpia, es cuando ya podemos aplicarnos la mascarilla en cara y cuello, por ejemplo, con ayuda de un pincel grueso, o de los propios dedos.

Como siempre os digo es importante realizar la mezcla de la mascarilla en un recipiente de cristal o plástico, ya que el metal suele disminuir las propiedades de los ingredientes naturales utilizados.

MASCARILLAS FACIALES CASERAS SEGÚN TU TIPO DE PIEL

Y ¿la dirección de aplicación importa? Por supuesto. El modo de aplicar nuestra mascarilla debe ser siempre de un modo ascendente, es decir, de arriba a abajo, y posteriormente, desde el centro a los laterales, evitando la zona de labios, orejas y ojos.

En la zona del cuello, debe aplicarse desde la zona central a los laterales,

Su tiempo aproximado de aplicación rondará entre 15 y 30 minutos, aunque puede haber de menos tiempo, y posteriormente la retiraremos con agua tibia sin friccionar, con ayuda de una esponja por ejemplo, aunque yo soy más echarme agua directamente hasta dejar la cara limpia completamente, y que la última agua que me aplico esté fresca, eso me da una sensación, precisamente, de frescura en la piel.

Y ya podemos aplicarnos un tónico para que los poros se cierren con más rapidez, y ya para finalizar la "ceremonia", aplicar pasados unos minutos nuestra crema facial hidratante o reafirmante, que será cuando notaremos la piel mucho más suave y luminosa.

Vamos ya a por las mascarillas faciales caseras según vuestro tipo de piel.

Pieles secas

La causa de tener la piel seca es un mal funcionamiento de las glándulas sebáceas. Estas no producen suficientes fluidos para lubricar bien la piel y protegerla contra las pérdidas de agua. Y en algunas ocasiones dicho mal funcionamiento se relaciona con la deficiencia de vitaminas y minerales.

Las pieles secas suelen caracterizarse por:
  • Poros finos y piel delgada
  • Cutis sin brillo y sensible
  • Aparición de rojeces
  • Tienden a arrugarse prematuramente
  • Poca elasticidad de la piel
Por lo que con las mascarillas que os muestro lo que querremos conseguir será una máxima hidratación para este tipo de pieles.
Mascarilla de plátano

Triturar medio plátano con una batidora o tenedor, añade 2 cucharaditas de miel y 4 cucharadas de agua de rosas. Remover hasta conseguir una pasta homogénea. Luego añadir dos cápsulas de vitamina E y volver a mezclar. Aplicar una capa fina del producto sobre la piel del cuello y rostro y dejar actuar durante 5 minutos. Posteriormente enjuagar con agua caliente.

Mascarilla de cacahuetes

Debemos moler un puñado de cacahuetes en una picadora o mortero hasta que quede de ellos un polvo. Mezclaremos con ellos una cucharada de miel y otra de aceite de oliva, y removeremos hasta que quede una pasta totalmente homogénea, la cual podremos aplicarnos sobre el rostro. La dejaremos actuar durante unos 15 minutos y posteriormente retiraremos con agua tibia.

Mascarilla de aguacate y vitamina E

Para esta mascarilla necesitaremos media pulpa de aguacate que mezclaremos con 2 cucharadas de aceite de almendras y dos cápsulas de vitamina E. Cuando tengamos una mezcla homogénea, como en las demás mascarillas, la aplicaremos sobre el rostro y la dejaremos actuar 30 minutos. Posteriormente, en este caso, la retiraremos con agua fría.

Mascarilla de almendras

Como en la mascarilla de cacahuetes, picaremos un puñado de almendras hasta dejarlas en estado de polvo, mezclaremos con ellas una yema de huevo y una cucharadita de miel. Posteriormente le añadiremos una cucharada de agua caliente y lo removeremos todo hasta formar, como siempre una pasta homogénea. Extenderemos una capa gruesa de esta mezcla sobre la piel de rostro y cuello y la dejaremos actuar durante 30 minutos. La retiraremos con agua tibia, que os aconsejo que cuando lo hagáis, realicéis un suave masaje con la yema de los dedos para aprovechar la acción exfoliante que nos proporciona el polvo de almendras.

Mascarilla de huevo

Para realizarla deberemos batir la yema de un huevo, al que añadirémos media cucharadita de aceite de almendras y una cucharadita de miel. Extenderemos la mezcla homogénea sobre nuestro rostro, que os aconsejo que en este caso os ayudéis de un pincel, y la dejaremos actuar unos 25 minutos. Posteriormente la retiraremos con agua tibia.

Mascarilla de café y cacao

Debemos mezclar en un bol de cristal o plástico, 4 cucharaditas de café molido y 4 más de cacao. Luego agregaremos 8 cucharadas de leche entera y lo removeremos hasta que consigamos una pasta totalmente homogénea. La extenderemos sobre el rostro con ayuda de un pincel y la dejaremos actuar durante 15 minutos, que posteriormente enjuagaremos con agua tibia.

MASCARILLAS FACIALES CASERAS SEGÚN TU TIPO DE PIEL

Mascarilla de chocolate

Para esta mascarilla debemos derretir al baño maría una barrita de chocolate puro sin azúcar, y añadiremos unas cucharaditas de aceite de almendras hasta conseguir una textura cremosa. Dejar que se enfríe un poco, y aplicar con la ayuda de un pincel en el rostro. Esperaremos que actúe durante unos 20 minutos y la retiraremos con agua fría.

Mascarilla de levadura de cerveza

Mezclar en un bol una cucharadita de levadura de cerveza, dos de miel, media cucharada de vinagre de sidra, dos cucharadas de nata agria y dos yemas de huevo. Lo removeremos todo hasta conseguir una masa homogénea y la aplicaremos sobre el rostro. Pasados unos 20 minutos la enjuagaremos con agua tibia.

Pieles grasas

En el caso de las pieles grasas, se ve brillante y aceitosa, y muchas veces deshidratadas. Su textura es grasa y áspera.

En este tipo de pieles la película hidro-lipídica se vuelve más gruesa y cerosa de lo normal, y por si eso no fuera suficiente, este tipo de piel tiende a presentar los poros más dilatados.

Las pieles grasas se caracterizan por:
  • Más secreción sebácea de lo normal
  • Poros dilatados
  • Rojeces
  • Untuosa, húmeda y brillante
  • Envejece más lentamente y es más resistente a las agresiones externas (no todo tenía porque ser negativo)
En este caso, lo que deseamos obtener es una limpieza profunda de la piel y eliminación de ese aspecto parecido al aceite que presenta la piel, además de ofrecerle hidratación y tonificación.
Mascarilla yogur y cítricos

Para realizar esta mascarilla mezclaremos en un bol el zumo de un limón y el de una naranja. con zumo de zanahoria y un yogur. Removeremos la mezcla y la extenderemos sobre el rostro y cuello, dejándola actuar de unos 10 a 15 minutos. Posteriormente la retiraremos con agua tibia.


Mascarilla de kiwi

Pelaremos un kiwi madurete, y lo trocearemos. Añadiremos dos cucharadas de yogur y lo pasaremos todo por la batidora hasta que quede una pasta homogénea, que extenderemos sobre el rostro y cuello realizando un suave y lento masaje. Esperaremos unos 15 minutos y luego la retiraremos con agua tibia.


Mascarilla de pepino y manzana

Licuaremos media manzana y medio pepino, añadiremos en la mezcla una clara de huevo y un pequeño chorrito de limón, que removeremos hasta conseguir una mezcla uniforme. Cuando lo tengamos bien mezclado, lo pondremos a enfriar en la nevera durante unas horas. Pasadas estas la aplicaremos frías sobre la cara y cuello y la dejaremos actuar durante 20 minutos. Posteriormente la retiraremos con agua tibia.


Mascarilla de arcilla verde

Mezclaremos arcilla verde en polvo con agua, que podemos encontrar en cualquier herbolario, incluso venden preparados ya hechos con la mezcla. A esta añadiremos unas gotas de aloe vera o de aceite de almendras para obtener mayores resultados. La dejaremos actuar unos 20 minutos y la enjuagaremos con agua fría.

Mascarilla de bicarbonato de sodio

Mezclaremos un poco de bicarbonato de sodio con agua templada hasta que formemos una pasta, que aplicaremos sobre el rostro y la dejaremos actuar hasta que se seque. La retiraremos con abundante agua fría.

MASCARILLAS FACIALES CASERAS SEGÚN TU TIPO DE PIEL

Pieles mixtas
Las pieles mixtas son las más complicadas de cuidar ya que presenta zonas grasas y secas a la vez.

La zona grasa suele estar presente en la famosa zona T, que abarca la zona de la frente nariz y barbilla. En dicha zona es donde más podemos presenciar y notar los signos típicos de la piel grasa que antes os he comentado; puntos negros, sebo, poros dilatados, etc.

La parte externa de la zona T, es la zona seca, y en dicha zona la piel es más fina favoreciendo su descamación. Por el contrario, aquí no suelen aparecer granos y los poros suelen estar cerrados.

Lo lógico sería que pensar utilizar productos específicos para piel grasa y piel seca a la vez, aplicándolos en las zonas pertinentes, pero por contra, lo que debemos hacer es aplicar productos concretos y especiales para este tipo de piel.

Mascarilla de linaza

En un cazo pondremos media taza de agua a hervir. Cuando esté bien caliente, debemos agregar dos cucharadas de semillas de linaza que dejaremos cocer a fuego lento, hasta que se evapore la mitad del agua y nos quede una pasta viscosa. Lo retiraremos del fuego y dejaremos que se entibie, y ya podremos aplicar en el cuello y rostro. Pasados 15 minutos la retiraremos con agua tibia.


Mascarilla de papaya, piña y miel

Mezclaremos en un bol media taza de papaya y media de piña, ambas troceadas, a las que añadiremos una cucharada de miel. Aplastaremos todos los ingredientes hasta que obtengamos un a especie de puré. Aplicaremos dicha pasta en el rostro durante 20 minutos y la enjuagaremos luego con abundante agua tibia.


Mascarilla de germen de trigo

Mezclaremos en un bol, 2 cucharadas de miel 2 de germen de trigo y 1 de leche. Lo removeremos bien hasta, y como en todos los casos, obtener una masa homogénea. La extenderemos sobre el rostro y la dejaremos actuar durante 15 minutos. Luego la retiraremos con agua fría.


Mascarilla de cebada

Mezclaremos dos cucharadas de cebada cocida, 4 de yogur y 1 de fécula de maíz. La masa resultante la aplicaremos sobre el rostro y cuelo y la dejaremos actuar durante unos 30 minutos, que retiraremos posteriormente con agua fría.


Mascarilla de durazno

Mezclaremos la pulpa de durazno deshuesado con 4 cucharadas de yogur y 1 cucharada pequeña de fécula de maíz. Remover bien hasta que se forme una pasta homogénea, que aplicaremos en el cuello y rostro, dejándola actuar unos 15 minutos. La que enjuagaremos con agua fría.


Mascarilla de miel y yogur

Mezclaremos en un bol unas 3 cucharadas de yogur, una cucharadita de miel y una de fécula de maíz, que removeremos hasta obtener una pasta homogénea. Extenderemos una capa fina de ésta sobre el rostro y cuello y la dejaremos actuar unos 15 minutos. Pasado este tiempo, la enjuagaremos con agua fría.

Mascarilla de pera

Mezclaremos un cuarto de pera  (y si es de Lleida, mejor), con un poco de yogur (una cucharada nos vale) y una cucharadita de fécula de maíz. Removeremos bien todos los ingredientes hasta formar una pasta homogénea. La extenderemos sobre la piel del cuello y rostro, y la dejaremos actuar durante 20 minutos. Luego la retiraremos con abundante agua, en este caso, fría.


MASCARILLAS FACIALES CASERAS SEGÚN TU TIPO DE PIEL

Ya habéis visto que podemos realizar una gran cantidad de mascarillas naturales en casa, teniendo en cuenta nuestro tipo de piel, de un modo súper sencillo y además económico.
Espero como siempre que el artículo de hoy os sea de utilidad.

Como también si conocéis más mascarillas os animéis a compartilas con tod@s nosotr@s. ¡Ah! Y si os apetece, os invito a que compartáis el post, ¡es gratis! Jejeje Gracias.

¡Un saludo maj@s!



52 comentarios:

  1. Menudo post te has currado!!!, me ha encantado , gracias guapa, besos

    ResponderEliminar
  2. Pues estaba buscando mascarillas para la piel! la mia al principio era seca pero con el tiempo ahora es mixta y me la tengo que cuidar extra por la medicacion, ¿ cada cuanto es bueno ponérselas? ¿ y de exfoliante que aconsejas?
    gracias y besotes!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegra que haya dado en el clavo Jejeje. Pues yo me las hago de una a dos veces por semana, y el exfoliante, uso técnicas naturales (como la del azúcar moreno de grano fino ya que la piel de la cara como ya sabes es más sensible), pero hay muchos exfoliantes ya preparados que puedes encontrar en muchas tiendas naturales (perdón que insista con lo natural.. jajaja) Si te parece, haré un poost sobre exfoliantes en breve que podréis realizar en casa. Así te doy los datos más detalladamente.
      Gracias a ti cielo. Besos

      Eliminar
    2. Siiii porfa!! Un post de exfoliantes caseros estaría genial.... Y lo natural es lo mejor =)
      Besotes y gracias!

      Eliminar
    3. ¡Hecho pues! ^_^ Gracias a ti guapa

      Eliminar
  3. Ohh! gracias por tanta información, me siento más segura leyendo estas cositas en lugares donde se que la información es segura!! a mi me encanta hacerme mascarillas..Saludos ♥♥

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola cielo. Muchas gracias por tu voto de confianza. Siempre lo que os aconsejo hacer son cosas que o bien las he probado o que sin duda tarde o temprano las probaré.
      A mí también me encanta, aunque sea por unos minutos me siento como las divas de las pelis jajajajaja
      Besos hermosa

      Eliminar
  4. Hola Carol :)
    Me apunto la info sobre la piel seca, que eso de que se me arrugue antes de tiempo no me hace ninguna gracia (jajajaja risa malvada), pero eso si, te aseguro que la del huevo no la cojo ni loca, porque supongo será un huevo crudo verdad? Apestando a gallina todo el día jajaja (qué mala soy), no hablando en serio, opto por todas las demás que has expuesto aunque estoy segura que con la aceíte y miel no olerá tanto. Yo chica, me quedo con la mascarilla de aguacate, el problema es que abra el aguacate y me lo coma!!! :) Un besote y mil gracias por este magnífico post!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola cielo mío!!!
      Jajajajajajaja Tranquila que hay mascarillas para todo tipo de gustos y sentido olfativo jajajajaja
      Calla que siempre que me como aguacate no sé porque pienso en ti, como me digiste en el post del aceite que te molaba una barbaridad... :P
      Muchas gracias por tus palabras tesoro. Besotes

      Eliminar
  5. Muy completo!! Felicidades!! Como buena loca de las mascarillas, me ha encantado!! Besitos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias cielo. La verdad que cuando lo terminé pensé "me he pasado", pero bueno, quería dar el mayor número de opciones posibles, aunque se me quedaron muchas en el tintero.
      Besos cielo

      Eliminar
  6. Me encanto!!! tengo la piel mixta, así saldré corriendo a comprar todo y tener para las mascarillas (ya cumplo 30 y es hora de que empiece a cuidarme) además me has dado un dato super util, no sabía que debia hacerse la mezcla en cristal o vidrio, ese dato no me lo olvido más. Muuuuchas gracias!!!
    Beso enorme
    Sol

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola guapa. Pues imagínate yo con 33... jajajajajaja
      Sí, siempre que hagáis potis con productos naturales, evitad usar metal ya que como os he comentado hace que las propiedades de los productos mengüen (ya os explicaré detalladamente en un post el porqué, pero son cosas de pura química que no se si os va a molar mucho jajajaja)
      Gracias a ti tesoro. Besos

      Eliminar
  7. Ya estuve pensando y tu post me da hambre! Tengo piel mixta y algunos ingredientes en casa, así que este misma noche pruebo. Me encierro en el baño y que me tiren la puerta si quieren entrar...Gracias por compartir!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajajaja Hola cielo. yo también la tengo mixta, así que aunque las he probado todas te resomiendo la de miel y yogur , la de pera o la de papaya ,piña y miel.
      Dí que si, que tenemos que mimarnos Jajajaja
      Ya me contarás. Besos cielo

      Eliminar
  8. Ya empezaba a pensar que era yo la rara (más de lo normal, jajaja) por pensar en estas mascarillas como algo comestible más que para aplicación tópica, pero veo que las compañeras de más arriba piensan como yo, que muchas de estas mascarillas tienen que estar deliciosas de sabor también! Así que si sobra algo, todo se aprovecha...jajaja Como mi piel tiene tendencia grasa (de ahí que los años no pasen por mí... jajaja), creo que no voy a tardar nada en aplicarme una de kiwi y yogur, y si sobra... ¡qué va a sobrar! Felicidades por un post tan currado y un beso grande!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajajajaja Es que son un pecado. Pecado porque tientan a zaparselas, pero oye, mientras no lleven algún producto como el aceite de almendras.. tú como quien no queire la cosa saca la puntita de la lengua y .... ñam jajajaja
      Nah, en serio que son una pasada.
      Muchas gracias tesoro. Muacks enormes

      Eliminar
  9. Me encantan los cuidados de piel de toda la vida, son una maravilla para la piel, gracias por compartir!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias a ti por animarte a visitarme y sobretodo comentar ^_^

      Eliminar
  10. pedazo de post que te has marcado Carol!! eres una grande, ya lo sabes no? mas natural imposible, y ahorrando un buen dinerito que nunca nos sobra!
    me apunto las de piel grasa, pero tengo un problema, no creo que lleguen a tocar mi piel porque me las comeria antes jajajaj
    Un beso enorme

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola tesoro! jajaja muchas gracias. (al final me lo voy a creer y voy a ser insoportable eh! jajaja)
      Estos posts sobretodo los hago para concienciarnos que en casa tenemos más cosas de las que nos pueden ofrecer algunos potingues que compramos.
      Así que,mejor asaltar una frutería que una tienda de cosmética ¿No?Jejeje
      Besos reina

      Eliminar
  11. ¡Hola, preciosa! Yo tengo la piel grasa, vamos, que se podría freír un huevo en ella. Voy a probar la mascarilla de yogur y cítricos a ver qué tal me va porque con el verano y el sudor es muchísimo peor. ¡Gracias por tus super consejos siempre tan útiles! Un beso, preciosa. :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias mi terremoto!
      Ya me cuentas si la pruebas ,a ver que tal.
      Besotes reina

      Eliminar
  12. papaya, piña y miel....oooooooh!! Yo quieroooo!! jajaja el problema de esa mascarilla es que la mitad de la fruta me la comeré...jajaja Pero voy a probar, que me encanta enredar :P
    Un beso enorme cariño y gracias por otro fantástico post!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajajajaja yo también quiero! ajajaja Creo que va a ser mi opción para este fin de semana.
      Gracias a ti cielo ^_^Besos

      Eliminar
  13. me viene de perlas este post!! estaba buscando mascarillas caseras y ale, aqui estas!! me encantan!! un besito grande :D

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias guapa. Es que spy un poco brujilla y os he leído la mente.. jajajaja
      Ya dirás cual pruebas y que tal te ha ido.
      Gracias por visitarme y animarte a comentar. Besos reina

      Eliminar
  14. Que buenos conejos e ideas tan sencillas. Me ha encantado. Muchas gracias :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias a ti tesoro. Celebro que te haya gustado ^_^

      Eliminar
  15. Me ha encantado toda la información que nos das, quiero probar alguna para pieles secas a ver si me van bien, ya te contaré qué tal me salen.
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola cielo. ¡Genial! Ya me dirás que tal Besos cielo y muchas gracias

      Eliminar
  16. Las mascarillas naturales son lo maximo, no hay nada mejor que dedicarle tiempo de calidad a tu piel

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tota la razón del mundo. Como lo natural, no hay nada ^_^
      Besos

      Eliminar
  17. Hola Guapa! Que completo y que variedad! Mil gracias!

    ResponderEliminar
  18. ¡Me encantan este tipo de entradas! He echo varias de ellas en mi blog también ^_^
    ¡Besos guapa!
    El blog de Suxa

    ResponderEliminar
  19. Me encantan las mascarillas caseras. Me lo apunto todo para tenerlo a mano. Gracias

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias a ti por pasarte por el blog y animarte a comentar

      Eliminar
  20. Genial post!! por supuesto lo voy a aprovechar, ya mismo me voy a comprar un par de cosas que me hacen falta y empiezo a probar las opciones que nos das para piel grasa!! Un abrazo!!! ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias! Pues ya nos dirás cual de las mascarillas te va mejor ^_^
      Besos

      Eliminar
  21. ¡Excelente artículo! Una maravilla, mascarillas para todos los gustos y pieles (y naturales, como a mí me gustan). Ahora encontrar un ratito para hacerme una... Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Muchas gracias! Me chifla que os gusten ^_^
      Besos

      Eliminar
  22. Me ha encantado el post! Yo tengo la piel grasa...así que me viene de maravilla todas las opciones que has puesto. Sin duda lo pondré en práctica, Gracias!! ^^

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias guapa. Si pruebas alguna de ella espero que me cuentes que tal...
      Besos

      Eliminar
  23. Una entrada estupenda, no tenía ni idea de lo del modo de aplicación. Realmente seguía lo que dices, pero por pura intuición, ahora lo haré conscientemente. Gracias :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. De nada guapa. Gracias a ti por pasarte por el blog y animarte a comentar ^_^

      Eliminar
  24. Sin duda una entrada que voy a guardar Me encantan las opciones sólo conocía unas cuantas. Yo tengo la piel mixta así que sin duda voy a probar alguna
    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola guapa. Celebro que te sirva de ayuda. En nada os publicaré un post sobre exfoliantes también dependiendo de cada tipo de piel.
      si pruebas alguna, estaré encantada que me cuentes tu experiencia.
      Gracias por pasarte por el blog y animarte a comentar.
      Besos

      Eliminar
  25. Respuestas
    1. ¡Genial! si te animas a hacerlas ya me contarás ^_^

      Eliminar


Tu opinión también cuenta. Y me gustaría mucho saberla ¡Anímate a comentar!