SER UN@ MISM@ EN UN MUNDO DE PERSONAS IGUALES

sábado, 4 de septiembre de 2021


Sé amable, cabezota, soñador@, posee ese punto de locura si es necesario, sé diferente, sé tu mism@.

SER UN@ MISM@ EN UN MUNDO DE PERSONAS IGUALES


Defiende tu autenticidad siempre, aunque no a tod@s guste. 

Mantén esa esencia que te hace únic@, y no dudes ni un instante, que si logras ser fiel a ti mism@, tu mejor versión saldrá de ti si darte cuenta.

Lo sé, es una idea que a simple vista nos parece a tod@s lógica ¿verdad? 

Pero ¿cuántas veces hemos renunciado a algo, nos hemos juzgado e incluso exigido, para no ser "los raros"? ¿Cuántas veces no hemos roto "las normas" porque es algo que puede que esté mal visto?

No respondas, porque si somos sincer@s, y me incluyo, unas cuantas. 

Cuando dejamos de ser nosotr@s mism@s, para ser lo que l@s otr@s esperan, lo que la sociedad nos exige, vamos perdiendo poco a poco una de las cosas más hermosas de nuestro ser, nuestra propia identidad.

Y sin darnos cuenta, poco a poco, nos vamos convirtiendo en una persona "estándar", manejable y manipulable, a la que le dicen cómo vestir, cómo actuar, cómo pensar...

Poco a poco, y sin que seamos conscientes de ello, porque nos volvemos una pieza más del tablero,  cuando deberíamos ser ese rey o esa reina, nuestros días van adquiriendo una tonalidad gris. Desaparecen los colores y ese brillo que nos alegra y nos motiva. La monotonía vence a la espontaneidad, y cuando nos damos cuenta de ello, estamos tan metidos en "la partida", que no sabemos cómo salir de todo ello.

SER UN@ MISM@ EN UN MUNDO DE PERSONAS IGUALES


Y sí, se puede, e incluso me atrevería a decir que es nuestra responsabilidad defender nuestra propia luz, descubrir aquello que nos hace distintos, y orgullecernos por ello, porque es precisamente lo que nos convierte en seres irrepetibles en un mundo de personas iguales, en el que todos, somos sustituibles.

Pero soy consciente, y quizás hoy más, y es gracias, en parte, por la etapa de mi vida que estoy viviendo, que ser un@ mism@, en una sociedad que está empeñada en crear clones, no es nada fácil

Se nos educa para ser dóciles, para ser quienes se espera que seamos, por lo que, ser únic@, cuando precisamente, los indicadores nos marcan a todos un mismo camino y destino, no es fácil.

Pero me niego a ello, y por ello siempre voy a gritar a los cuatro vientos, que es importante que nos esforcemos, que nos obliguemos a nosotr@s mism@s a luchar, a defender lo que somos, lo que queremos ser, aunque con ello nos convirtamos en incomprendidos, en es@ niñ@ que juega sol@ en el patio del recreo o es@ emplead@ que no se calla las cosas, que no se deja pisar, que no agacha la cabeza.

Y sí, soy consciente que es muy pero que muy complicado, pero sin embargo, creo que si somos capaces de darnos esa oportunidad de ser nosotr@s mism@s, estaremos más y más cerca de esos momentos de felicidad real.

Lo sé, os he hablado en otras ocasiones en el blog de la importancia de ser un@ mism@, pero creo que es bueno que nos lo recordemos, me lo recuerde.

Y ¿por qué?

Porque eso te permite ser sincer@ contigo mism@. Porque no nos engañemos, el mayor problema al que nos enfrentamos si simplemente nos limitamos a complacer a los demás, a hacer lo que la sociedad, la familia, l@s amig@s espera de nostr@s, es que nos ponemos esa careta y nos engañamos a nosotr@s mism@s.

Ser un@ misma, también nos permite explorar nuevas ideas, vivencias, sensaciones, sentimientos... por lo que potencia nuestra creatividad.

SER UN@ MISM@ EN UN MUNDO DE PERSONAS IGUALES


Nos alejará del estrés, ya que actuaremos de acuerdo con nuestra naturaleza, pensamientos y decisiones. 

Podrás rodearte de esas personas que sumen, porque sí te aceptan tal y como eres, y se creará una simbiosis única.

Nos ayudará a aumentar nuestra autoestima, que es uno de los mayores problemas por el cual no nos mostramos tal y como somos, porque no confiamos en nosotr@s mism@s.

Y uno de los puntos que más me gustan, nos arrepentiremos menos de lo que hacemos

Así que no lo dudes, el mejor cumplido que pueden hacerte hoy en día es decirte que eres alguien únic@, diferente, e inclusive rar@, porque eso significa que no hay otr@ igual a ti, y que de un modo u otro estás dejando huella en esa persona.

Como dice el dicho, "cada persona es un mundo", así que no te limites a amoldarte a lo que piensa el resto, porque no dudes que siempre habrá ese quién, que te quiera y ame tal y como eres. Aunque esa primera persona siempre deberás ser tú mism@.

¡Un saludo maj@s!




8 comentarios:

  1. Me ha encantado esa reflexión, sin dudarlo debemos siempre ser nosotros mismos, a veces renunciamos a ser felices porque no va a caer bien en la sociedad y creemos que hacer lo correcto es hacer lo que hacen los demás, y eso es mentira, tenemos que actuar con el corazón y con nuestras ideas, luchar por nuestros sueños.

    ResponderEliminar
  2. Creo que ya está todo dicho, lo cierto es que pecamos de querer aparentar lo que no somos, siempre pensando en otros y nunca en uno mismo, y ahí me incluyo, sin ninguna duda, y me quedo con una frase que no hace mucho que vi por la redes que decía algo así: "Cuando por fin dije que no, comencé a ser la mala". Besos.

    ResponderEliminar
  3. Aquí servidora se identifica con casi todo lo que dices, el ser un mismo hace que muchas veces te miren mal y que te tienten con volver al rebaño, porque destacar, sea por el motivo que sea, no se contempla. Aunque hay algunas veces que el rebaño tiene razón, son las pocas, y se te hace raro que piensen/actúen como tú crees que es correcto,bss!

    ResponderEliminar
  4. No todos tenemos que encasillado y etiquetarnos como se suele hacer. Hay muchas opciones y deseos de mostrar lo que somos y quienes somos desde la unidad. Ser únicos y marcar nuestras diferencias. La vida y el ser humano es tan maravillosa por su diversidad.

    ResponderEliminar
  5. ¡Hola!
    Me ha gustado mucho la reflexión que nos ofreces. Justo hoy estaba pensando cómo a veces no me siento yo, precisamente, por esa idea de qué se espera de mí o más bien, cuál es el siguiente paso que hay que dar. Me da un poco de rabia porque la insatisfacción que se sientes es terrible. Tenemos que cuidarnos un poco más.
    Un besote!! ^,^!!
    ELEB -💜

    ResponderEliminar
  6. ¡Hola!
    a mí "ser yo misma" no me renta porque estoy muy agusto en mi zona de confort y no me apetece salir, por ponerte un ejemplo de ir contra corriente, y por todas partes me bombardean con historias y adjetivos "descalificativos" varios sobre la gente que no arriesga, que no se tira a la piscina sin mirar y que se queda en su zona de confort. Pues eso, que si no sigues la corriente llegan las descalificaciones y los señalamientos de una u otra manera. Me parece una pena, con lo bonito que es vivir y dejar que vivan los demás.
    Besos :)

    ResponderEliminar
  7. Hola,
    Me parece un post de los que te hacen reflexionar largo y tendido. Personalmente sí he notado angustia cuando me alejo de mi esencia. Lo malo de ser una misma es ver como no siempre eres aceptada. Eso sí, los que están contigo te aprecian de verdad.
    Besotes

    ResponderEliminar
  8. Te entiendo porque al igual que tu me cuesta encajar en un mundo en el que lo correcto es ocultar tu propia esencia para ser aceptado, no es fácil cuando el mundo funciona la mayoría del tiempo de esa manera, pero soy de las personas que valora la autenticidad y la individualidad de las personas.

    ResponderEliminar


Tu opinión también cuenta. Y me gustaría mucho saberla ¡Anímate a comentar!