viernes, 11 de diciembre de 2015

JUEGOS PARA FOMENTAR LA INTELIGENCIA EMOCIONAL EN CASA

Llegó ya el viernes de esta corta (para algun@s) semana de diciembre.

Supongo que ya andaréis tod@s como loc@s con los preparativos de las fiestas venideras que tenemos, ya sí que sí, a la vuelta de la esquina.


JUEGOS PARA FOMENTAR LA INTELIGENCIA EMOCIONAL EN CASA

Hoy Mel va a hablarnos de cómo fomentar la Inteligencia Emocional de los más peques en casa con juegos.

¡Sí, sí! Habéis leído bien, con esas actividades que tanto les divierte a l@s niñ@s, pueden ser utilizados algunos de ellos para fomentar la inteligencia emocional.

Pero bueno, os dejo con Mel, que es ella la que sabe sobre el tema.

"¡Muy buenas, hermosas criaturas! ¿Cómo habéis pasado esta semana tan corta? 

Evidentemente, si me estáis leyendo significa que el fin de semana ha llegado y podremos descansar un poco más o hacer lo que nos dé un poco la gana. ¡Ala, libre albedrío, señores y señoras! 

En fin, si me seguís por las redes sociales, sabréis que me interesa mucho los temas relacionados con la Educación Emocional en la etapa infantil

Que los más pequeños empiecen a reconocer y a identificar sus propias emociones, me parece algo muy importante para su desarrollo. 

Así que, aprovechando que ya se están acercando las vacaciones navideñas, se me ha ocurrido a escribir algunos juegos o situaciones para que en familia se trabaje la Inteligencia Emocional con los niños. 

Así que… ¡ahí vamos!

6 juegos para fomentar la Inteligencia Emocional en casa



Dibujando como nos sentimos: esta actividad consiste en hacer en una cartulina grande un calendario de cada mes, por ejemplo Enero. Cuando el niño llegue a casa después del colegio o de las actividades extra escolares, tendrá que dibujar en el espacio del día una cara con la emoción correspondida a sus sentimientos. Es decir: feliz, triste, contento, enfadado… En esta situación también los padres pueden aprovechar a iniciar una conversación con sus hijos, preguntarles por qué se han sentido felices, tristes o enfadados. Además de que se está creando un ambiente de seguridad y confianza, con esta actividad también se está desarrollando una buena comunicación y relación de padres a hijos.



El baúl de las emociones: aquí los padres previamente tendrán que haber metido en un pequeño baúl un breve comentario emocional escrito en un papel sobre una persona inventada. ¿Qué es un comentario emocional? Una frase en la que aparezcan sentimientos. Os pongo un ejemplo: “Pedro ha hecho mal un ejercicio en clase y sus compañeros se han reído de él” o “Los padres de María le han dicho que puede pasar el fin de semana con su mejor amiga, cosa que le gusta mucho”. De este modo, los padres sacan dos papeles del baúl y leen a su hijo la frase. Él tendrá que darse cuenta y la emoción de cada personaje inventado, como la tristeza de Pedro porque sus compañeros se hayan reído de él y la felicidad de María por pasar el fin de semana con su amiga. Así, el niño también estará desarrollando empatía con los demás.


JUEGOS PARA FOMENTAR LA INTELIGENCIA EMOCIONAL EN CASA

Cosas que me hacen sentir…esta actividad es muy sencilla y es buena para hacerla en cualquier momento. Se trata de preguntar a los niños por cosas que les hagan sentir felicidad, alegría, tristeza y enfado. Enseguida, si tienen confianza comenzarán a hablar sobre dichas cosas. Además, este sencillo ejercicio ayuda muchísimo a la expresión de sentimientos y de emociones y que por lo tanto no se avergüencen de ello al tratar estos temas. Con la expresión de emociones, los padres pueden averiguar (si lo hubiera) algún conflicto que se haya dado en el centro educativo, si su hijo tiene algún tipo de problema con los compañeros, si está sufriendo por algo, si se siente a gusto con él mismo…


¡A poner caras! este juego puede ser muy divertido tanto para padres como para los niños. Se trata nunca mejor dicho de poner caras. Es decir, intentar transmitir las emociones básicas como son el enfado, la alegría, la tristeza y la felicidad con el rostro. Primero, lo harán los padres y los más pequeños tendrán que averiguar qué emoción es y ponerle el nombre. Luego serán los niños los que tendrán que poner las caras y los padres tendrán que adivinarlo. Por experiencia os digo… que este juego promete un montón de risas y de buenos momentos.

Cuentos inventados basados en las emociones: es de sobra conocido que a los más pequeños de la casa les encanta escuchar historias. Y si son historias inventadas por sus padres, mejor que mejor. Aquí, es evidente, que los adultos tendrán que hacer uso de su más que sobrada imaginación (o eso espero), para ir contando cada día un cuento en el que se dé pie a hablar de las emociones y de los sentimientos. Veréis que, según como pasen los días, los niños irán reconociendo las situaciones que les explicáis y conocerá las emociones. Por ejemplo, si un niño está sólo en el recreo y nadie quiere jugar con él, sabrá identificar cómo podría sentirse y hablar sobre el tema.

¿Qué nos hace sentir la música? esta actividad también es muy recomendable para la identificación de emociones y sentimientos. Los adultos, serán los encargados de poner canciones que pueden hacer sentir a los más pequeños tristes, contentos, alegres o felices. Hay que dejar libertad al niño de que cuando suene la música exprese lo que le haga sentir. Enseguida nos daremos cuenta que con las canciones con ritmo y rápidas, los niños se reirán, correrán e incluso bailarán. Pero con las canciones más suaves, más lentas, podrán experimentar algo de tristeza e incluso nerviosismo. Animo a los que tengáis peques en casa, probéis este juego a ver cómo reaccionan. 

¡Y hasta aquí el post de hoy! ¿Qué os ha parecido la entrada? Me gustaría saber si trabajáis o habéis trabajado la Inteligencia Emocional con pequeños que conozcáis y qué resultado habéis tenido.

Espero que os haya gustado el artículo y que lo pongáis en práctica ya que la Educación Emocional es muy importante para los “enanos” de la casa.

Publicado por Mel, redactora del blog www.nuncajamasyyo.com"

Es terriblemente sensacional que con cosas tan "simples" podamos llegar a conseguir cosas tan y tan "complejas", ¿verdad?

JUEGOS PARA FOMENTAR LA INTELIGENCIA EMOCIONAL EN CASA

Me uno al llamamiento de Mel en decir que, si habéis trabajado con la Inteligencia emocional, ya seáis papis o profes... compartáis con tod@s nosotr@s vuestra experiencia, que con ella seguro que aprendemos mucho más todos los demás sobre el tema.

ACTUALIZACIÓN: El Mundo de Mel ya no se encuentra en el blog, ya que en la actualidad la autora ya no colabora en Mi meta, tu salud.

¡Un saludo maj@s!

12 comentarios:

  1. A mi me parece súper divertido el juego de poner caras: enfado, alegría, tristeza.... me guío por tu consejo que ponerlo en práctica con los niños es muy entretenido y te ríes un montón. ¡Qué ganitas de ser madre algún día!
    Un beso chicas!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola cielo!
      Yo me estoy haciendo un súper manual con los posts de Mel, para cuando suene la flauta y sea mami, que seguro que a más de una nos van a venir genial.
      Besos

      Eliminar
  2. Geniales ideas, me gusta lo que compartes, me pasaré mas seguido.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias. El mérito hoy es sólo de Mel ^_^

      Eliminar
  3. Respuestas
    1. Opinamos lo mismo. Jejeje Mel hoy nos ha ofrecido un post la mar de interesante y útil.

      Eliminar
  4. Me gustan todos los juegos, te felicito por el post.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es que tengo una chachi colaboradora que es lo más ^_^

      Eliminar
  5. ¡Qué buena idea! Juegos en familia que además les ayudan y nos ayudan a conocer y expresar emociones y sentimientos, me ha encantado! Menos Play y más juegos como estos! Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajaja Di que sí, como los juegos en familia no hay nada...
      Celebro que te haya gustado el post. Besotes

      Eliminar


Tu opinión también cuenta. Y me gustaría mucho saberla ¡Anímate a comentar!