SÍNDROME MÉNIÈRE

domingo, 18 de marzo de 2018


Tengo que reconocer que cuando una lectora me propuso hablar sobre el síndrome de Ménière, me quedé fuera de juego, vamos que conocía el síndrome pero ni idea de un tratamiento específico o qué estilo de vida sería el más adecuado para poder hacer frente a él.

SÍNDROME MÉNIÈRE

Pero no me podía quedar con la duda de descubrirlo y poder empaparme de toda la información que pudiese recapitular, puesto que la persona que me había hablado sobre ello era una de mis más fieles lectoras.

Así que después de varias semanas de investigación y consultas con amig@s médicos, hoy me dispongo a hablar sobre el síndrome de Ménière. Pero ojo, en esta ocasión es solo un post informativo, puesto que no tengo la capacidad de poder ofrecer hablaros de ello basándome con mi experiencia o mis conocimientos, aunque sobra decir, que me fío al 100% de mis fuentes, que son auténticos profesionales.

El síndrome de Ménière es una anomalía o trastorno que afecta al oído interno que provoca episodios de mareos (vértigo), silbidos o zumbidos (tinnitus), pérdida de audición y en muchas ocasiones se tiene la sensación de inflamación, presión o congestión en el oído.

Los ataques de vértigo pueden aparecer de repente o después de un período, normalmente corto, de tinnitus o de audición  amortiguada, és decir, la sensación de tener el oído tapado.

No hay una pauta para estos episodios o ataques, es decir, hay personas que los tienen de vez en cuando y por contra, otras personas tendrán estos ataques de un modo más seguido y durante un período de varios días.

Por otro lado la intensidad de los mismos también varía, es decir, algunos sientes solo un leve mareo y otros llegan a perder el equilibrio y caerse. Cuando esto ocurre, se le llaman "crisis de caída".

Por lo general, el síndrome de Ménière solo afecta a un oído y puede presentarse a cualquier edad, aunque el rango de edad más frecuente en que suele aparecer es entre los 40 y 60 años y se trata de una enfermedad crónica.

CAUSAS

Los síntomas de dicha enfermedad o síndrome, son el resultado de la acumulación de líquido en una porción del oído interno, concretamente en el laberinto, que es dónde están situados los órganos del equilibrio (conductos semicirculares y los órganos otolíticos) y de la audición (cóclea).

El laberinto, tiene dos secciones; la ósea y la membranosa. Esta última está llena de líquido endolinfático, líquido que estimula los receptores nerviosos para que envien las señales al cerebro sobre la posición y el movimiento de nuestro cuerpo cuando estamos en movimiento. En la cóclea, este líquido se comprime a modo de respuesta a las vibraciones del sonido, lo que hace que se estimulen las células sensoriales que envían señales al cerebro.

Pues bien, cuando hay una acumulación del líquido en el laberinto, éste interfiere en las señales de equilibrio y audición que van del oído interno al cerebro, y esta acumulación es lo que provoca el vértigo y los demás síntomas, que ya os he comentado, característicos del síndrome de Ménière.

Sobre las causas específicas que dan lugar a este síndrome, existen muchas teorías, pero en la actualidad no hay respuestas que pueden considerarse definitivas, es decir, no hay una pauta de causa-efecto directa, puesto que se barajan muchas teorías y en cada paciente puede ser diferente. La primera de ellas es que sea el resultado de constricciones en los vasos sanguíneos de la zona (similares a los que provocan las migrañas). También existe las teorías que puede ser consecuencia de un virus, alergia o reacciones autoinmunitarias o el resultado de variaciones genéticas que causen alteraciones en el volumen o la regulación del líquido endolinfático, ya que se ha comprobado que es un síndrome que puede repetirse en varios miembros de una misma familia.

SÍNDROME MÉNIÈRE


DIAGNÓSTICO

El diagnóstico de dicha enfermedad se basa en el historial médico del paciente, en el que se observa la presencia de, dos o más episodios de vértigo de duración media de 20 minutos o más, tinnitus, la pérdida temporal de audición y la sensación de tener el oído "lleno" u obstruido.

Por lo que se refiere a pruebas especializadas, se realizan pruebas de audición para medir el grado de pérdida de la misma, y a modo de descarte de otras enfermedades, pueden realizarse también resonancias magnéticas o tomografías computarizadas, cono también para evaluar el equilibrio, como videonistagmografias, electrococleografias, etc.

TRATAMIENTOS

Tal y como os he comentado, esta enfermedad es crónica, por lo que no existe cura para ella, o al menos de momento, pero sí existen diferentes tratamientos para paliar sus síntomas.

Medicamentos

El síntoma que se podría definir como el que más deja "incapacitados" a los enfermos de dicha enfermedad, son los mareos o vértigos, por razones obvias. Para aliviar esos mareos y disminuir la duración de los mismos, existen medicamentos, tales como diazepam, glicopirrolato o meclizina, claro está, todos ellos con receta médica y bajo supervisión de un facultativo.

Restricción de la sal y el uso de diuréticos

Bajar el consumo de la sal y tomar diuréticos ayuda a algunas personas a que puedan controlar los mareos. Esto es debido porque se reduce la cantidad de líquido que el cuerpo retiene, por lo que también puede ayudar a disminuir el volumen del líquido y la presión del oído interno.

Terapia cognitiva

Esta terapia es un tipo de psicoterapia, también conocida como terapia de diálogo, que ayuda a que las personas que padecen dicho síndrome a interpretar y saber reaccionar ante las experiencias de sufrir un ataque, por lo que les ayudará a reducir la ansiedad sobre futuros ataques.

Inyecciones

Otro tratamiento, me comentan, es inyectar antibiótico en el oído medio, esto ayudará a controlar el vértigo, sin embargo, por otro lado puede también dañar las células ciliadas microscópicas en el oído interno, las que nos ayudan a oír vamos, por lo que puede suponer una pérdida significativa de audición. Existe también la opción de inyecciones con corticoesteroides, en lugar de antibiótico, ya que ayuda a reducir mareos sin afectar a la audición. O inyectar diuréticos osmóticos, como puede ser el glicerol o el manitol, directamente en vena para poder drenar el líquido de la zona.

Rehabilitación

Y de eso sí os puedo hablar bien, el tener problemas de equilibrio por los episodios de vértigo, una terapia de rehabilitación vestibular, puede ayudar a mejorar tu equilibrio, como también adaptar tu casa.

Audífono

Cuando ya hay una pérdida considerable e incluso ligera, el uso de un audífono en el oído afectado podría mejorar la audición.

Referente a los tratamientos existen algunos más, que en caso de padecer dicha enfermedad vuestro médico os puede presentar adaptándolos a la necesidad del paciente, al igual, de los que sí ya os he citado, claro está. No me extiendo más sobre ellos, ni sobre otros aspectos más técnicos, porque me gustaría pasar a hablaros de la dieta y la alimentación para mejorar nuestro estilo de vida en caso de padecerlo.

ALIMENTACIÓN

Como en todas las enfermedades o afecciones, la alimentación es de suma importancia. Por ello es bueno, en el caso de padecer el síndrome de Ménière, seguir estas pautas.

Disminuir la ingesta de líquidos y alimentos en el día. Ojo, no es no comer ni beber, sino intentar mantener una rutina con ellos. Es decir, no comer a deshoras, intentar comer siempre a la misma hora y aproximadamente la misma cantidad de alimentos en cada comida y evitar los excesos. Esto puede ayudar a reducir los cambios en el equilibrio de líquidos en el oído

Comer alimentos bajos en sal, ya que como os he comentado antes, los alimentos ricos en sal pueden dar flutuaciones de presión en los fluidos del oído interno y un empeoramiento de sus síntomas.

Dieta rica en frutas, verduras y cereales, baja en embutidos y comidas procesadas.

Beber agua, como no, y también otros alimentos como leche o zumos de fruta, eso sí, prescinde del azúcar.

Aunque es importante procurar no retener líquidos, también lo es anticiparte a la pérdida de ellos en exceso, como cuando hacemos ejercicio o en días calurosos. Que el intentar no retener líquidos no quiere decir que debamos deshidratarnos, que mucha gente lo confunde.

Evitar tomar alimentos con cafeína, ya que este estimulante puede empeorar los síntomas.

Evitar tomar alcohol, ya que puede inducir a la migraña, y ésta está asociada al vértigo.

CONSEJOS

Algo de lo que me he percatado, desde hace tiempo, e incluso yo misma era una de esas personas que raramente me fijaba en las etiquetas o por contra, no sabía como interpretarlas. Así que, y ojo es solo un consejo de mi cosecha, aprender a leer las etiquetas de los alimentos os puede venir genial.

Por ejemplo,los productos con menos de 100 mgr gramos de sal por porción, podrían considerables aptos para regular la ingesta de sal.

Como sabréis, los ingredientes aparecen en lista por orden de cantidad, así que evitar los alimentos que tengan por ejemplo, sal en el encabezado de la lista (digo sal, pero también azúcar... ya me entendéis).

También os puede ayudar buscar en los envases, "bajo en sodio", "sin sal agregada", "alimento con contenido reducido en sodio", o "sin sal".

Otros consejos que quizás os puedan venir bien, ya si padeces esta enfermedad o quieres reducir la sal en tus platos:

Sustituir la sal por otros condimentos, como la pimienta, el ajo, las hierbas o el limón. Puede ayudaros sustituir la sal del salero por una mezcla de condimentos.

Evitar las mezclas de especias que ya vienen envasadas, porque a menudo contienen sal.

Utilizar polvo de ajo o cebolla (no confundir con sal de ajo o cebolla).

En las ensaladas, a parte del aceite y el vinagre, agregar hierbas frescas o secas.

No comer alimentos con glutamato monosódico (GMS), que es un componente que ponen para potenciar el sabor de alimentos.

Comer frutas frescas o sorbete de postre.

SÍNDROME MÉNIÈRE


Esto en casa, pero si sois de los que salís a comer fuera, aunque sea de vez en cuando, es mejor:

Elegir alimentos al vapor, a la plancha o al horno, como también hervidos o asados a la parrilla, eso sí sin sal, salsas o quesos agregados.

Podéis también pedir, y que no os de reparo, que no se os agregen GMS, por si acaso lo hacen.

OTROS CAMBIOS DE ESTILO DE VIDA

Intentar reducir o eliminar el consumo de medicamentos de venta libre, como pueden ser los antibióticos o laxantes, ya que aunque parezca raro, contienen mucha sal. Si necesitas de estos medicamentos, es mejor siempre preguntar al médico o farmacéutico qué marcas son las que contienen poca o ninguna sal.

Para ahorrar,  se ha puesto de "moda" beber agua del grifo habiendo instalado filtros de agua caseros. Es un buen método de ahorro, sí, pero estos filtros agregan sal al agua, así que es mejor optar por agua embotellada baja en sodio.

Un buen descanso, como siempre es elemental para un estilo de vida saludable, como también lo es, reducir el estrés.

Como siempre espero que este artículo os sea de utilidad para informaros, puesto que, y no me cansaré de deciros que siempre, siempre, siempre, lo principal es acudir a un médico para que os informe sobre ello y os ponga el tratamiento específico que mejor se adapte a vuestras necesidades.

Por otro lado, si tienes más información sobre el tema, padeces esta enfermedad o simplemente quieres decir algo al respecto, te espero en los comentarios.

¡Un saludo maj@s!
Image and video hosting by TinyPic

52 comentarios:

  1. No conocíamos de este sindrome y nunca habiamos oído hablar de el, pero es algo muy serio y a tener en cuenta. La verdad que gracias a todo lo que nos has comentado tan completo sabes lo que es, los sintomas, el diagnostico y es una información muy útil que haora sabemos

    ResponderEliminar
  2. ¡Hola!
    ¡Wow! Es un post informativo súper completo. De no conocer este síndrome, a darme la impresión ahora, después de leerlo,a que sé un montón. Lo que me sorprende siempre, es lo importante que es la alimentación en nuestra salud.
    Muchas gracias por informarnos de este síndrome tan poco conocido.
    ¡Un abrazo!

    ResponderEliminar
  3. No tenía ni idea de este síndrome, pero me parece bastante chungo. Espero que algún día se encuentre un tratamiento que acabe con él completamente. Besos!

    ResponderEliminar
  4. Hola! Gracias por hablar de esto, en un momento a mi mamá la diagnosticaron con este síndrome pero al final se habían equivocado (de hecho tiene los mismos síntomas pero no era eso precisamente)
    Me parece super importante que se de más a conocer ya que cuando me la mencionaron a mi no tenía idea de que era. Asi que otra vez gracias!!
    un beso :)

    ResponderEliminar
  5. ¡Hola! Me pareció super interesante tu entrada, ya que nunca había escuchado hablar sobre este síndrome y me imagino que mucha gente debe padecerlo, así que es bueno saber como poder controlarlo, y así ayudar a alguien. Me imagino que debe ser bastante incomodo, ya que no debe ser bueno vivir con vertigo y los mareos, ya que son bastante incómodos. Que bueno que utilices tu plataforma para informar a la gente sobre este tipo de cosas. Saludos!

    ResponderEliminar
  6. ¡Hola!
    No conocía el síndrome de Ménière, este artículo me ha venido muy bien para conocerlo en profundidad. Te has informado bastante y lo has explicado muy claramente.
    Imagino que las personas que sufren de este síndrome lo pasarán de manera angustiosa con cada episodio. Por eso me ha parecido muy interesante lo de la terapia cognitiva, es importante saber cómo controlar la ansiedad. Además al ser crónico, es bueno aprender cuánto antes para sobrellevarlo mejor.
    Los consejos sobre la reducción de sal me los apunto, me ha parecido buena idea lo de sustituir la sal por otros condimentos como la pimienta, el limón o las hierbas. Además que están buenísimos estos condimentos.
    Creo que la sal se debe tomar siempre con moderación, se tenga alguna enfermedad, trastorno o nada. Bueno, en algunos casos no basta con moderación,la sal se elimina de la dieta.
    Este artículo me ha encantado, está muy completo y va a ayudar mucho a quienes padezcan este síndrome.
    Un besote!

    ResponderEliminar
  7. Hola buenas tardes. El articulo me parece estupendo ya que das a conocer un síndrome que no es tan conocido como otros. Gracias por darnos tanta información sobre el.

    ResponderEliminar
  8. Pues hoy he aprendido algo nuevo porque desconocía del Síndrome de Meniere, aunque en algunas ocasiones he tenido ese zumbido en el oído pero mas nada, no mareos, ni congestión como mencionas, de seguro esta información va a ser de mucha utilidad para quien sufra de esta enfermedad crónica o tenga algún familiar con estos síntomas.

    ResponderEliminar
  9. hola!! como compi de profesión, me encanta saber acerca de patologías porque con toda la gente que topamos podemos ver muchas cosas o nos cuenten, asi que gracias por darme esta información que desconocía. me han gustado las pautas alimenticias respecto a la sal como sustituirla, a ver si la gente se conciencia más de la importancia de llevar unos buenos habitos alimenticios para una vida más saludable. besitos!!

    ResponderEliminar
  10. Nunca había oído sobre ese síndrome, parece algo que hay que tomarse muy en serio. Has creado un post muy completo, llenísimo de información muy útil.
    Besitos!

    ResponderEliminar
  11. Los artículos de divulgación científica siempre resultan interesantes. Nos ayudan a conocer, como en este caso, diferentes dolencias y síndromes. Me parece genial que te hayas informado con profesionales de la medicina para poder escribir este artículo, y así ofrecernos una amplia visión de lo que es y que comporta el Síndrome de Ménière. Como artículo informativo me parece muy correcto.

    ResponderEliminar
  12. No conocía este síndrome.
    Un beso :)

    ResponderEliminar
  13. Hola,
    Este síndrome era totalmente desconocido para mi. La de enfermedades que desconocemos y que cada vez hay más. Además de aprender sobre ellos nos ayuda a solidarizarnos con quien las padece. Muy buen artículo gracias.
    Besotes

    ResponderEliminar
  14. ¡¡Holaaaa!!
    Pedazo de post que te has marcado sobre la enfermedad de meniere (espero que lo haya escrito bien).
    Desde luego, te has informado a conciencia y se nota, porque has dado una información detallada y correcta.
    Los vértigos pueden ser una pesadilla, eso seguro, porque mis padres lo tienen y se ponen muy malos.
    ¡Hasta otra!

    ResponderEliminar
  15. Hola guapa, no tenía ni idea de qué iba el síndrome de Menière pero me gusta mucho cómo has enfocado el post: primero estudiando el tema e informándote de la mano de expertos y en segundo lugar aportando un rayo de luz a quienes lo sufran con tips para sobrellevarlo mejor. Hay tantas enfermedades crónicas que no conocemos.. es una pasada.. muaksss

    ResponderEliminar
  16. No conocía el síndrome de Ménière, pero si el vertigo, ya que a mi tia le ocrrio hace poco y fue la primera vez que tuve conocimiento, no esta demás estar informado, me ha parecid un post muy completo, hay cosas que desconocemos y que es interesante que las conozcamos, nunca se sabe que puede pasar a nuestro alrededor o a nosotros mismos.

    ResponderEliminar
  17. No conocía este síndrome pero mi padre tuvo problemas de oídos durante muchos años y más o menos todo es parecido. Lo que sí sé es que debe ser una auténtica pesadilla para todas aquellas personas que las sufren por lo que te agradezco infinitamente tus consejos para llevarlo de la mejor manera posible. Y como siempre, no me extraña que una de las alternativas para llevarlo mejor sea la dietoterapia. Me ha encantado la entrada Carolina. Besotes.

    ResponderEliminar
  18. ¡Wooow! corazón no tenía ni idea de este síndrome y la verdad es que son tantas las enfermedades que nos quedan por conocer que me parece fascinante que alguien como tú, hable de ellas de esta forma tan detallada.
    Estos consejos que compartes son un aliciente estupendo para aquellas personas que no ven salida ni luz al final del túnel. Eres fantástica.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  19. Alaaaaa! No tenía ni idea de que existiera este síndrome, sí que por porbelmas de oído se sufre de vértigo, pero jamas había escuchado hablar de esto. Un post de lo más interesante e informativo, que seguro ayudará a muchas personas , que seguro están sufriéndolo y preguntándose qué les pasa. Y aunque como dices lo principal es acudir al médico cuanto antes... todos sabemos que lo primero es googlear... fíjate que aunque sé que la alimentación juega un papel principal en todo lo que ocurre en nuestro organismo... no sabía que podría afectar así al oido. Gracias por Tan buena información para cuidarnos.

    ResponderEliminar
  20. es una de las peores cosas que pude ver como medico..... tuve una paciente de 19 años que lo padecia, digo padecia porque hace pocos meses fallecio, por infecciones asociadas a su oido interno que le perforaron el timpano y siguieron hasta su cerebro. ya antes de esto habia perdido totalmente la audicion.....

    ResponderEliminar
  21. Hola sinceramente no había escuchado acerca de este síndrome, waoo verdaderamente que ayuda mucho tener esta información pues una nunca sabe, y casualmente tengo una sobrinita que se marea mucho sobre todo cuando viaja y su oído siempre le molesta porque tiene la sensación de que está tapado y pues me ayuda esta información pues puedo compartirla para descartar en la investigación cualquier cosa, muchas gracias por la información

    ResponderEliminar
  22. ¡Hola, guapa! Conozco el síndrome de Meniere porque he sufrido de vértigos y barajaron la posibilidad de que fuese esta enfermedad. Al final no lo era. Sé por mi experiencia que los vértigos y los mareos pueden limitar mucho tu vida, por ello, es tan importante un diagnóstico temprano y cuidarse mucho. Tengas o no este síndrome es fundamental limitar nuestro consumo de sal, yo al menos, cocino sin sal y evito siempre la comida procesada. Te felicito por el post y por acercar esta patología al resto de mortales. Como afectada por una enfermedad rara sé que es fundamental visibilizar estas patologías y luchar porque se investiguen en profundidad. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  23. Hola guapa. No conocía el síndrome de Meniere así que me ha encantado leer tu post para conocerlo más a fondo. Muchas gracias por toda la información aportada, muy completo. Besos.

    ResponderEliminar
  24. Gracias como siempre por estos post, no tenía ni idea de esa enfermedad, son patologías muy complicadas que espero que poco a poco vayan investigando, el oído es muy sensible y es algo latoso de llevar. Genial la información.
    Un besazo!

    ResponderEliminar
  25. Pues la verdad, no conocía está enfermedad ni sus implicancias. De.momenti, no hay nadie en mi familia que la padezca. Mo obstante mantener una alimentación sana ayuda a cualquier problema de salud.

    ResponderEliminar
  26. No conocia este sindrome de meniere, y leyrendo tu post veo la importancia de prevenir, no solo por los mareos, sino porque es una enfermedad que puede acarrear consecuencias muy graves.

    me ha gustado saber que hay opciones para reducir sus efectos y que los remedios están a la mano de muchas personas, y la importancia de una buena y correcta alimentación

    ResponderEliminar
  27. En toda mi vida, primera vez que oigo de esta enfermedad, increíble como existen tantos tipos de enfermedades raras, con esta información a tener muy en cuenta ya que detallada si están los síntomas y el tratamiento aunque no tenga cura, pero nos podemos dar una buena idea de como tratarla en caso de padecerla o de que alguien conocido la padezca y se le puede informar.
    Muchas gracias por la información tan meticulosa.

    ResponderEliminar
  28. Existe cada enfermedad que muchas veces es desconocida para tantas personas y que esa poca información aveces es necesario quebrarlas dando estas pautas. No imaginaba que existiera está enfermedad "el síndrome de Meniere" es más por algunos síntomas sólo pensé que era una migraña, pero ya veo que es mucho más, yo creo que existirá muchísimas personas que puedan sufrir estos síntomas y su desconocimiento puede llevarlas a pensar como yo. Pero es vital acudir a expertos o a la información guiada por expertos como es este artículo. Al final tienes mucha razón. Sea el malestar que sea, la idea es un equilibrio en nuestras vidas para mayor calidad en todos los aspectos.

    ResponderEliminar
  29. Hola!! Por desgracia conozco este síndrome aunque afortunadamente no lo padezco. Lo tuvieron en cuenta debido a mis ataques de vértigos pero lo descartaron porque no habia nada más, asi que de momento me libro pero si se lo malos que son y lo que entorpecen el día a día cuando dan y se qedan una temporada. Espero que lo mío sé quede solo en molestos e irritantes vértigos y no avance mas. Como siempre, un post muy completo con mucha información buena y valiosa. Besos!!

    ResponderEliminar
  30. Hola, no lo conocía, a síntomas parecidos les llamaba otitis o vértigos, y no sabía q existía este síndrome. Después de leerte lo que podemos ver es q una alimentación sana y vida sana son perfectos para no padecer está y otras enfermedades, está claro, precticando en general un poco de deporte, pero, si tienes este síndrome, hay algún deporte q te pueda ayudar? Imagino que con los mareos q se sienten es imposible, pero no sé, algún ejercicio específico para cuello, o rehabilitación?? Gracias por tu información, me ha parecido muy interesante.

    ResponderEliminar
  31. Hola Carolina!!
    Lo primero felicitarte por el post, ya que solamente el hecho de que hayas buscado la información para así poder ofrecer a esa persona que te lo pidió más información es de agradecer y de valorar.
    Ahora sí al post. La verdad es que no conocía este Síndrome, pero sí que conozco algo de los vértigos ya que los sufro de vez en cuando y sé lo molestos que pueden llegar a ser. Me han gustado los consejos que has dado y los tendré en cuenta, sobre todo lo referente a los medicamentos, ya que desconocía que usaran sal y me he quedado a cuadros.
    La verdad es que hay que tener en cuenta la vida saludable siempre, así que muchas gracias por todos los consejos que nos has dado!!
    Besos y feliz fin de semana :33

    ResponderEliminar
  32. Había visto mencionado este síndrome, pero como no es tan común oírlo exactamente no sabía de qué iba.
    Me sorprende que todo se deba a un líquido endolinfático en el oído y lo que más, que todo sea tan repetitivo. Hasta una persona normal, le puede pasar los mareos y vértigos sin tener la enfermedad por lo del líquido. Se dice que cuando te da un vértigo es porque ese líquido se quedó en el oído interno.
    El problema es cuando ya es muy frecuente y viene seguido de más inconvenientes, creo que es cuando se puede considerar crónico.
    Las personas que lo padecen crónicamente lo deben de pasar horrible cuando les dan estos episodios.

    ResponderEliminar
  33. ¡Hola! Habia escuchado sobre el síndrome, pero nunca había leído ha profundidad sobre que lo causa. Los dolores en el oído son muy incómodos, me imagino el malestar que tienen las personas que sufren de ello. Saludos

    ResponderEliminar
  34. Hola! que interesante el articulo, la verdad es que no conocía el sindrome... a mi madre le pasa a veces que le dan mareos, le pediré que vaya a un médico a que la evalue.

    Me llama mucho la atención como es que la comida influye en las enfermedades o problemas que padecemos; hace unos meses comencé a comer más sano y he sentido un cambio muy fuerte en mi salud. Me gustó mucho que lo incluyeses en tu articulo, porque uno muchas veces olvida que el cuerpo trabaja como un todo, que si algo está trabajando mal... afecta a todo el resto. Besos!


    Kualy

    ResponderEliminar
  35. Hola, un artículo muy interesante, yo no conocía nada sobre el síndrome de meniere hasta ahora, me imagino que el que padece este síndrome sufre mucho, estuve leyendo las causas y de verdad que es algo incómodo, de verdad que me gusto mucho leer el post porque en el día de mañana no se si alguien de mi familia lo puede padecer y es bueno saber como poder controlarlo, y así ayudar a los demás. Gracias por la información. Saludos

    ResponderEliminar
  36. Es un artículo muy interesante y muy completo, yo que me dedico al mundo de la sanidad, sí que había oído hablar sobre esto, pero la verdad es que lo has explicado muy bien, no le falta detalle.

    ResponderEliminar
  37. El vértigo se ha vuelto una Enfermedad cada día más común. Es mucha la gente que ha comenzado a padecerla y muchas veces no se la toman en serio o buscan diagnóstico. Son muchas las causas que pueden producir vértigo y entre esas está este síndrome. Que bueno que hayas publicado sobre esto pues puede darle luces a quien lo padece y no ha encontrado el diagnostico. Me parece que es un port bastante completo en su información!

    ResponderEliminar
  38. Justo estaba hablando con mi mamá de que le mandaron a hacer estudios por este tema de vértigos y pérdida de equilibrio. Esta información nos viene al pelo para hacernos una idea antes de tener un diagnóstico. Me sorprendió que en algunos lugares los antibióticos sean de venta libre. Al menos, en Argentina deben venderse con receta (aunque no todas las farmacias lo respeten ni todos los pacientes sean conscientes de ir primero al profesional).

    ResponderEliminar
  39. Que interesante este síndrome, cuando leí el título dije "qué es" pero cuando empecé a leer me di cuenta que si sabía que era pero no sabía que se llamaba así, y de los tratamientos tampoco tenía idea, me ha gustado mucho. Saludos.

    ResponderEliminar
  40. Hola Carolina!!
    Lo primero felicitarte por el post, me ha encantado el hecho de que hayas buscado la información para así poder ofrecer a esa persona que te lo pidió me ha parecido un gesto grandioso, es de agradecer y de valorar.
    Muchas gracias por compartirlo besos y buen inicio de semana

    ResponderEliminar
  41. Hola!!!!
    De verdad que agradezco toda la información tan completa y detallada que nos das sobre el Síndrome de Meniere, la verdad no sabia que existía o que tenia ese nombre y parece algo común que pueden sufrirlo muchas personas pero no se le da la importancia debida. Excelente entrada!!!
    Gracias por compartir.
    Saludos :)

    ResponderEliminar
  42. Tenía conocimiento de este síndrome pero no conocía tanta información al respecto, gracias, ya que tengo un pariente que sufre vértigo y la verdad es que es bastante incómodo y extraño a la vez ya que los síntomas son intermitentes, aparecen y desaparecen, pero conocer el padecimiento hace que lo tratemos de una mejor manera, saludos, guapa!

    ResponderEliminar
  43. Hola, no conocía este síndrome y la verdad es que lo has explicado super bien. Al tener la información si tenemos a alguien cerca que le esta pasando, podremos ayudarle a que le sea mas llevadero. Buen post

    ResponderEliminar
  44. Pues en mi caso no conocía para nada este síndrome y con tu entrada me has descubierto toda una problemática. Porque todo lo que provoca te cambia la vida y mucho, vaya que los ataques los veo muy incapacitantes y lo peor es que no se pueda curar aunque si paliar sus síntomas, me alegra tambien que con un cambio de hábitos se pueda mejorar un poco y gracias por contarnos sobre ello, hay muchas enfermedades que desconocemos y las padecen mas personas de las que imaginamos!

    ResponderEliminar
  45. Nunca había oído hablar de este síndrome y gracias a tu post lo he descubierto. Me han gustado mucho todos los consejos que das, sobretodo los referentes a cambios en la alimentación y a los productos que consumimos, ya que me parecen consejos muy válidos.

    ResponderEliminar
  46. No me sonaba siquiera el síndrome meniere. Conocía los problemas de audición, vértigos y pérdida del equilibrio pero pensé que siempre eran episodios esporádicos. Por lo que dices lo mejor es que pasen del antibiótico para evitar males mayores. Estaré pendiente por si escucho que esos síntomas se repiten con frecuencia para decirles que vayan al médico a ver si les da este diagnóstico, bss!

    ResponderEliminar
  47. Llevo una semana con los oidos taponados, es una sensación horrible sobretodo cuando tienes que pedir a todo el mundo que te habla que te repita mas alto! Jajaja, ahora que he leido tu artículo sobre el síndrome de Ménière me he preocupado, a ver si es esto lo que me pasa! Bueno, de momento voy a reducir el consumo de sal, soy sal adicta, eso sí, sal marina o del himalaya, la mezclo con algas secas machacadas y sésamo. Aún así seguiré tus consejos, y espero que sea algo pasajero y no tenga que ver con el síndrome de Ménière!!! Dicen que nunca te acostarás sin saber una cosa más... ☺️

    ResponderEliminar
  48. Holaaaaaaaaaa!
    Pues no tenía ni idea de este sindrome, es la primera vez que escucho (leo jajaj) de él. Gracias por este post tan completo, que nos hace entender lo que es.
    Un besito, nos leemos^^

    ResponderEliminar
  49. Me he quedado alucinada tras leerte porque creo que puedo padecer el síndrome de Ménière. Sufro episodios de vértigo con bastante frecuencia, al igual que mi abuela. Siempre he pensado que era por pasar tantas horas en el ordenador, pero ahora iré a que averigüen cuál es el motivo, no vaya a ser este síndrome. Gracias por compartir.

    ResponderEliminar
  50. Hola ♥ Hoy aprendí algo nuevo, la verdad es que tampoco sabia mucho sobre esto, creo que es importante de vez en cuando informarnos de cosas nuevas! ~ muchas gracias por el post! todo ha sido muy informativo!
    Un beso linda, y que tengas un hermoso día!

    ResponderEliminar
  51. Hola Guapa!!! gracias por contarnos estas cosas sobre el síndrome Meniere, la verdad es que ni sabía que existía!!!!! Lo voy a compartir en mis redes sociales ^^Es muy interesante.
    Los cambios de alimentación son duros pero con esfuerzo se consiguen!!! gracias por tus consejos, un saludo ^^

    ResponderEliminar
  52. Me encantan esas preguntas que nos hacen y puede enseñarnos tanto mientras las investigamos y compartimos con los demás. A mi personalmente las enfermedades del odio me aterran un poco. Más de una vez he tenido infecciones, me han hecho lavados y desde luego he estado sorda o
    Embotada y es lo peor del mundo esa sensación.

    Creo que has realizado un bello trabajo con este artículo, explicándonos un tema que ignoramos y que nos hará reflexionar a todos sobre Cómo cuidamos nuestros oidos y las cosas que podemos evitar.

    Gracias guapa :)

    ResponderEliminar


Tu opinión también cuenta. Y me gustaría mucho saberla ¡Anímate a comentar!